ictus

Importancia de la rehabilitación precoz del accidente cerebro-vascular en FisioClinics Logroño

El accidente cerebro vascular (ACV) es una urgencia médica que sucede al detenerse el flujo sanguíneo cerebral, dando lugar a muerte neuronal.

Las enfermedades cerebro vasculares son una causa muy frecuente de hospitalización, muerte y discapacidad, constituyendo en España la primera causa de muerte entre las mujeres y la tercera entre hombres.

Los factores de riesgo no modificables son: edad (la incidencia si duplica cada 10 años a partir de los 55 años), sexo (más frecuente en mujeres y antecedentes familiares),

Los principales factores de riesgo modificables son: alcohol, trabajo, drogas, sedentarismo, obesidad, HTA, diabetes, estrés, uso de anticonceptivos orales, migrañas, apnea del sueño.

El establecer un control sobre estos factores estos factores de riesgo ayudará a reducir la incidencia del ACV.

Las recomendaciones más generales a seguir son:

  • Hacer al menos 30 minutos de ejercicio al día, lo que mejorará el control de su colesterol, HTA y diabetes junto con la medicación necesaria.

  • Mantenerse en una buena nutrición saludable

  • No fumar, ni consumir drogas y limitar la cantidad de alcohol.

Tipos de ACV

Se diferencian  dos grandes tipos de ictus: isquémico (85%) y hemorrágico (15%).

  • El ACV isquémico ocurre cuando un vaso sanguíneo irriga  al cerebro se bloquea por un coágulo de sangre.

  • Un ACV hemorrágico ocurre cuando un vaso sanguíneo de una parte del cerebro se debilita o se  rompe lo que provoca que  la sangre se escape hacia el cerebro.

Diagnóstico clínico del ictus

Hay 5 signos de síntomas principales que deben advertirnos de la presencia de un ictus:

  • Pérdida de fuerza repentina en la cara, brazo o pierna, especialmente si es en un lado del cuerpo. Trastorno de la sensibilidad (acorchamiento, hormigueo).

  • Confusión repentina o problemas en el habla o la comprensión de lo que dicen.

  • Pérdida repentina de visión en uno o ambos ojos.

  • Dificultad repentina para caminar, mareos o pérdida de equilibrio o coordinación.

  • Dolor de cabeza fuerte, repentina, sin causa conocida.

Secuelas del ictus

Tras sufrir un ACV puede quedar una discapacidad secundaria que afecte al movimiento en forma de falta de fuerza.

  • Parálisis hemi-plejia: no se puede realizar ningún movimiento con una mitad derecha o izquierda del cuerpo.

  • Hemi-paresia: es posible realizar movimiento pero con menos fuerza.

Los trastornos visuales también son frecuentes, a veces se produce una pérdida de visión la mitad del cuerpo visual, lo que se denomina hemianopsia.

Trastornos del lenguaje se denomina afasia cuando el paciente es incapaz de comprender y/o emitir un lenguaje adecuado.

Trastornos de la sensibilidad manifestada como hormigueos o falta de sensibilidad del tacto.

La espasticidad en otro problema consiste en una construcción permanente de ciertos músculos. Esto puede ocasionar rigidez, dolor, contracturas y dificultad de algunos movimientos.

Los pacientes que han sufrido un ictus son más propensos a tener caídas, por lo que es importante seguir una pauta de ejercicios para fortalecer la musculatura y mejorar el equilibrio en casa.

Importancia de la rehabilitación precoz del ACV

La rehabilitación precoz debe comenzar tan pronto como sea posible tras el episodio de ictus, una vez que los pacientes se encuentren estables.

La intervención temprana por parte del equipo multidisciplinar puede ayudar a prevenir las complicaciones secundarias tales como al neumonía y la trombosis reinosa profunda comúnmente vistas en la primera semana después del accidente cerebrovascular y promover la reorganización cerebral y su recuperación.

Es muy importante evitar el encamamiento prolongado, el cual da lugar a complicaciones, debidas a la inmovilización, realizando un tratamiento precoz basado fundamentalmente en, movilizaciones, cambios de posiciones y en el trabajo de las actividades de la vida diaria buscando siempre la funcionalidad para el paciente.

Numerosos estudios muestran como un comienzo temprano de la rehabilitación tras un ACV favorece la recuperación de la calidad de vida y reducen los síntomas depresivos, haciéndose imprescindible una intervención fisioterápica domiciliara en esa fase aguda de la lesión.

 

Este artículo pertenece a Neurologic, home

¿Cómo pedir cita en FisioClinics Logroño?

Para reservar una cita puedes llamar al número 941 484 432 , enviarnos un WhatsApp al número 619 607 070 o enviarnos un mensaje a través del formulario de contacto

Formulario de contacto

Rellena este formulario para pedir cita o consultar cualquier duda

CAPTCHA
This question is for testing whether or not you are a human visitor and to prevent automated spam submissions.

Más especialidades de FisioClinics